David García Navas (Territorio creativo): “Siempre hay que tratar de aprender, adaptarse y mejorar”

David G Navas

Esta semana os traemos una entrevista con David García Navas, Digital Consultant de la agencia Territorio creativo, aunque a él también le gusta definirse como carpintero de palabras. Hacía tiempo que teníamos ganas de hacerle algunas preguntas a David, y esto fue lo que nos contó.

Gracias por atender a nuestras preguntas, David. ¿Podrías explicarnos cuáles son tus funciones como Digital Consultant en Territorio creativo?

Un placer colaborar entre áreas digitales :-)

En el Digital Consultant encontramos algo de cartógrafo: explorar las diferentes áreas de la Red, visualizar patrones, comportamientos y su evolución, o bien sintetizar los diferentes aspectos de las distintas realidades digitales para representarlas en “mapas” que ilustren en cada momento qué dirección tomar, hacia qué plataformas dirigirse, seguir con el rumbo establecido o mejorar la ruta, según el caso. Bajando a funciones concretas, abarcamos desde la monitorización del entorno de una marca a la evaluación del desempeño de las acciones realizadas en las distintas plataformas pasando por la visualización de datos que permiten tener un cuadro de mando manejable a fin de tomar decisiones.

En tu opinión, ¿qué competencias y conocimientos debe reunir un profesional del marketing digital hoy en día? ¿Cuáles crees que serán los perfiles más demandados por las empresas a corto plazo?

Cuando he entrevistado a alguna persona, el primer punto que trato de explorar es sobre su curiosidad. ¿Qué inquietudes le mueven? ¿Cómo utiliza internet para satisfacer estos u otros intereses? ¿Participa de forma activa, obtiene algún conocimiento a partir de sus activos digitales? Las plataformas están en continuo cambio y por tanto las ganas por aprender y la voluntad por adaptarse y mejorar deben ser constantes.

Un buen “proxy”, aunque un poco freak, es si utiliza o al menos conoce un lector de RSS. También podemos recurrir a alguna prueba de creatividad… “profesional de marketing digital” es muy amplio, pero si nos enfocamos más al análisis, obviamente no deben darle miedo los números ni las hojas de cálculo. Para monitorizar sería necesario que conociera el uso de operadores / booleanos para realizar búsquedas. Y ya que trabajamos con la web, no estaría mal cierto conocimiento de HTML / CSS.

¿Qué importancia tiene para ti la analítica y cómo la utilizas de cara a tus clientes?

Sin una buena medición nos vamos a encontrar dando palos de ciego. Grosso modo, hay tres puntos clave sobre por qué es importante esta labor:

1. Nos sitúa en qué punto nos encontramos respecto a nuestra propia evolución o respecto a la competencia.
2. Capacita para detectar qué tendencias están funcionando y cuáles no.
3. Con un volumen de datos suficiente, habilita el poder marcarnos unos objetivos relevantes pero razonables en próximos proyectos o campañas.

En el uso habitual, nos permite extraer conclusiones que reviertan en decisiones sobre contenido o directamente áreas de negocio; a veces nos hace plantearnos aún más preguntas, lo que genera aún más conocimiento de la cuenta o proyecto.

El año pasado fuimos testigos del despegue del marketing automation. ¿Podrías explicarnos brevemente para qué sirve y cómo nos puede ayudar optimizar campañas?

Las herramientas de automatización permiten establecer reglas que nos facilitan la vida al no tener que revisar y ejecutar manualmente acciones tanto a bajo volumen como a gran escala. Básicamente ayudan a ajustar algunas de nuestras acciones (emailing, contenido dinámico) en función de los comportamientos del usuario. Bien configurada, nos puede ayudar a identificar a qué usuarios dirigirnos, con qué mensajes. Se trata de afinar el proceso con el cuidado de un artesano pero la eficiencia de una computadora.

Sabemos que eres un gran defensor del software libre y la cultura abierta. ¿Por qué? ¿Podrías ponernos algún ejemplo de iniciativa u organización que destaque en su uso y aplicación?

El software libre se preocupa por la seguridad, la transparencia y porque el control de las herramientas no esté en manos solo de quien las ha desarrollado. No se trata de utilizar aplicaciones gratis, hay cierta confusión con esto y software libre no significa software gratuito, por supuesto que hay que pagar el trabajo bien hecho. Un código de libre significa que podemos saber qué lleva, qué hace y poder cambiarlo a nuestro gusto para satisfacer nuestras necesidades. A algunas personas todo esto les suena un poco abstracto, pero los ejemplos se suceden: coches que tenían un software (cerrado obviamente) por dentro para trucar las emisiones en determinado momento y pasar ciertos controles, absurdas guerras de patentes entre grandes compañías, puertas traseras en programas o sistemas operativos… El software libre propone una sociedad más justa basada en la meritocracia, la transparencia y la colaboración, donde todos podamos construir aportando nuestro granito y haciendo un uso respetuoso de las máquinas que manejamos.

Hace poco fue el aniversario de Wikipedia que funciona con software libre, tenemos Discourse que ha revolucionado las plataformas de discusión, WordPress que ha democratizado la publicación a cualquiera que quiera escribir en la red, VideoLan que se ha convertido en estándar de reproducción de vídeos… Una cultura que promueva la colaboración es una cultura de excelencia. ¿Para qué esconder metodologías, herramientas o formas de proceder? No se trata de regalar el trabajo, sino de compartir conocimiento para construir un mundo mejor.

Echando un ojo a tu blog personal, nos encontramos con un post de hace más de un año en el que reflexionas sobre si el concepto de timeline es el adecuado para medio digitales. Justamente estos días, Twitter ha anunciado la introducción de un nuevo algoritmo. ¿Qué ventajas crees que traerá el “asesinato” del timeline tradicional para los usuarios?

En ese post intenté reflejar cómo el abuso de algunas plataformas centralizadas como Facebook y Twitter podrían estar “matando” el debate o el desarrollo y crecimiento de temáticas por el uso y abuso del “timeline”. No obstante, justo estos medios son muy útiles como “carreteras centrales” del mundo digital, simplemente quería señalar que existen otras vías a las que dirigirse para desarrollar una temática de forma más reposada, incentivar el uso de blogs, foros, wikis y otros paradigmas que resuelven la “tiranía” de lo reciente y lo breve a través de categorías, etiquetas, RSS, enlaces…

Con el cambio de Twitter para primar lo destacado con un algoritmo no es que se mate el timeline, simplemente se ordena de otra forma “a la Facebook”, por lo que lo único que veo es que para los usuarios que lo habiliten se seleccionará el contenido según un algoritmo. ¿Ventajas? Siempre he preferido curar por mí mismo las lecturas que consumo, pero puede que así haya un filtro interesante, pronto sabremos más.

Para terminar: recomiéndanos alguna lectura chula sobre lo que quieras.

Sobre cultura corporativa cómo no voy a recomendar #Lidertarios, que trata temas de nuestra organización. Sobre software libre, el mismo “Software libre para una sociedad libre”, de Richard Stallman o “La ética del hacker y el espíritu de la era de la información”, de Pekka Himanen. Si tengo que recomendar un blog podría ser el de Maikelnai o alguno de Naukas; me está gustando la iniciativa Sabemos y, totalmente fuera de todo esto, me encanta leer “Las flores del mal” de Baudelaire.

Puedes seguir a David a través de su website o de su Twitter. Foto: Territorio creativo.

 

Publicado el 16 febrero, 2016 en Entrevistas

Share the Story

Back to Top